Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (horizontal-x3)
Rihanna ya tiene calle en la capital de Barbados, donde ella nació. (AP)

Rihanna Drive será el nuevo nombre de una avenida en la capital de Barbados, donde nació la cantante Rihanna. Los residentes de Westbury New Road en el área de St Michael, mostraron su felicidad por la decisión del gobierno local de cambiar el nombre de esta avenida en honor de la artista.

El gobierno de Barbados reveló que el cambio de nombre se incluye en las celebraciones del 51 aniversario de la independencia de este pequeño territorio caribeño que tendrán lugar el próximo 30 de noviembre.

La estrella, residente en Estados Unidos, está previsto que acuda al acto de cambio de nombre de la calle en un acto que contará con la presencia del primer ministro de Barbados, Freundel Stuart, durante una ceremonia el 30 de noviembre tras la que la conocida vía de Bridgetown pasará a llamarse Rihanna Drive.

"Creo que cualquier lugar en Barbados podría cambiar de nombre debido a lo que ha hecho Rihanna", dijo Gladstone Licorish, una vecina de la capital de 48 años.

Señaló además que el antiguo campeón mundial de los 110 metros vallas Ryan Braithwaite también debería recibir una distinción como la de Rihanna.

Otro residente del área, David Bore, destacó que la cantante se merecía ese honor desde hace mucho tiempo.

"Debería haber sucedido desde hace tiempo y no ahora. Ella contribuyó lo suficiente como para merecer ese honor", destacó sobre los méritos de la cantante.

"Siempre que ella está en Barbados viene por la zona. Ella es la embajadora perfecta para Barbados", dijo, tras agregar que el cambio de nombre puede tener, incluso, un efecto para la atracción de turistas.

La vecina de la puerta de al lado de Rihanna, Dawn Johnson, mostró su alegría por el honor que se le otorgará a la cantante, que literalmente creció al lado.

"Todos somos fanáticos de Rihanna. Estoy muy feliz por ella", dijo Johnson, destacando "que es muy lindo tener una calle en su honor".

La vecina, no obstante, mostró su reserva sobre cómo afectará el cambio de nombre a la recepción de facturas y correspondencia.

A un tiro de piedra de la antigua casa del cantante, en el BNB Bar, un entusiasmado Andrew Franklyn, dueño del establecimiento, mostró gran felicidad porque Rihanna, que se crió allí, haya alcanzado el éxito.

"Es muy bonito ver que una avenida se cambia en honor de nuestra estrella pop número uno. Traerá muchos turistas para ver de dónde vino y dónde está ahora. Es bueno para los negocios, porque los turistas vendrán", apuntó.

Un grupo de turistas canadienses, que bebían unas cervezas en el BNB Bar, dijeron ser admiradores de Rihanna y que habían venido a la zona para ver dónde vivió la estrella. 


💬Ver 0 comentarios